Ir al contenido principal

PASEN Y VEAN

ENTREVISTA A JULIO ARIZA. Si fuéramos un billete de 500€ estaría todo el mundo encantado.

  Julio Ariza y B. Shields ENTREVISTA A JULIO ARIZA Si fuéramos un billete de 500€ estaría todo el mundo encantado. Julio Ariza , tan televisivo, tan intrínsecamente polémico para el contrario y tan humilde y necesario para el de bien apreciado. Empresario, presidente del Grupo Intereconomía y ex político del PP , es una de las caras y voces más representativas dela TV El Toro . Es, sin duda, el motor del canal televisivo. B. SHIELDS:   Humildemente intentó rehusar mi entrevista, pero claro, soy yo. Modestia aparte. Y los de El Toro parecen no temer nada. Podríamos decir que Julio Ariza es la cara más visible de la cadena de televisión El Toro , la antiguamente llamada Intereconomía . ¿Le quieren por la calle? JULIO ARIZA:            Sí. Es lo que más me sorprende, el nivel de reconocimiento que tenemos en la calle y de afecto. Es fantástico. Sí. Mucha gente. Y además de todas las condiciones sociales y de todas las edades. Sí. Además, en la última etapa se ha rejuvenecido m

ENTREVISTA A JAIME ALONSO. ¡Europeizar España no, que se españolice Europa! Sólo le temo a Dios.

Jaime Alonso

ENTREVISTA A JAIME ALONSO

¡Europeizar España no, que se españolice Europa!

Sólo le temo a Dios. 

Hoy me encuentro frente a Jaime Alonso. Presidió hasta no hace mucho la Fundación Nacional Francisco Franco, pero su relevancia personal, además de ser un abogado brillante se dilata en tantísimos aspectos que mejor será que le sigan leyendo, pues no acabaría nunca. Es un tipo peculiarmente irónico y mientras que lo pareciera responde sin pelos en la lengua sin esquivar guantazo verbal alguno.

 

B.SHIELDS:   En unas declaraciones suyas de hace unos dos años sobre la Fundación Francisco Franco, decía así, La misión de esta organización no es otra que la de preservar la Historia y los hechos ocurridos durante el ejercicio de poder del régimen de Franco. Se entiende que la Fundación existe a modo de museo, ¿verdad?

JAIME ALONSO:       No. Sino que la Historia es la parte más importante del presente y sobre todo de quien quiera tener futuro. Si no sabes lo que hemos sido es muy difícil que sepas los errores que has cometido en el pasado y hacia dónde deberías ir. Los aciertos del régimen de Franco fueron tan notables que hoy tienen que prohibirlos. ¿Por qué?, porque la comparación sería sencillamente odiosa.

B.S.:    Antes de proseguir me gustaría que definiera quién Fue Francisco Franco.

J.A.:     (Melancólico) ¡Es tan difícil definir quién fue!. Un hombre poliédrico, excepcional, providencial en la Historia de España. Creado para salvarnos en el momento más difícil, probablemente de nuestra Historia y salvarnos del mayor enemigo que ha tenido nunca una nación que es el comunismo. Y además, derrotar en nuestro suelo a quien no fue derrotado en ninguna otra parte del mundo. Salvar a la nación también de la Segunda Guerra Mundial, la devastación de Europa en todos los órdenes, en todos los conceptos y sobrellevar la hostilidad de uno de los triunfadores que fue el gran derrotado en España. Por lo tanto, la figura de Franco se rescatará con el tiempo de una manera exponencial y muy superior a Napoleón y a cualquier otra persona que ha constituido su nación.

B.S.:    ¿Por qué fue vicepresidente y portavoz de la Fundación Franco?

J.A.:     Pues porque lo llevaba en la sangre, porque mi padre fue un franquista excepcional, herido tres veces, en las distintas batallas de los tres años de la Guerra Civil. Mutilado se queda ciego, y recupera la vista. Fue para mí un ejemplo. Y seguí la memoria de mi padre. Estudié a fondo por qué había seguido. No murió de milagro. El por qué había seguido a unas ideas y a un hombre y entonces me imbuí tanto de ese hombre, de esas ideas, que para mí no hay nada más importante que la defensa de Franco que es la defensa de mi padre.

B.S.:    ¿Volvería a la Fundación?

J.A.:     Nunca he dejado de estar en la Fundación. Lo que no volvería a ser es el presidente. Pero está ahora muy bien mandada la Fundación por lo tanto no hay que buscar ningún tipo de relevo. Nosotros funcionamos de otra manera. No hay ninguna ambición. Estar ahí al frente de la Fundación es como estar en una silla de esos toros que se mueven en todas las direcciones…

B.S.:    ¡¿Cómo un toro eléctrico!?

J.A.:     ¡Como un toro eléctrico!... Y por lo tanto no es nada fácil. Y sientes la soledad de la Historia y de lo que representas, y sobre todo, la animadversión patológica de un gobierno.

B.S.:    ¿Qué opina sobre la retirada de estatuas de Franco, retirando nombres de calles de grandes de la Historia o de pasajes de la misma?.

J.A.:     Es una aberración que me duele tan profundamente que lo que no entiendo es que el pueblo no se rebele contra eso, que estos talibanes pseudo democráticos hayan impuesto el borrado de la conciencia de un pueblo. El borrado del alma y del espíritu de la parte mejor de nuestra Historia, y que además lo hagan con un propósito político.

B.S.:    ¿Es un propósito político?. ¿Seguro?

J.A.:     ¡Claro!. Indudable. Es un propósito político. Desde los romanos está predestinado a que borrando lo que ha ocurrido antes de que tú llegaras al poder, tu poder se afiance más y sencillamente la gente no tenga opción de comparar quién era mejor para Roma o en este caso quién fue mejor para España.

B.S.:    El día 6 de este mes de mayo desestiman la apelación del Ayuntamiento de Madrid contra la sentencia que anulaba el cambio de la calle Caídos de la División Azul, por ejemplo.

J.A.:     Yo es una de las cosas que no puedo entender del PP. Si fuera al revés, llega el PSOE al Ayuntamiento de Madrid, a la Comunidad, etc., habrían cambiado todas las calles, habrían borrado como lo intentaron en la época de Carmena, etc. y sin embargo cuando llega el PP, lo mismo que hizo Rajoy con la ley de Memoria Histórica con todas las leyes de Eta y con el separatismo, etc., no modificó en absoluto ninguna de las leyes perversas de Zapatero, entonces, ¿para qué quiere gobernar la derecha?, ¿para que los impuestos los sigamos pagando en mayor medida la clase media?, ¿para no reducir el déficit público?, ¿para seguir controlando y manejando el Poder Judicial?. Eso sí, ¡que ahora sean los jueces los que los nombro yo y esos jueces aparentemente sean de derechas en vez de serlos de izquierdas!

B.S.:    Ahora le va a tocar pagar las costas a Almeida

J.A.:     Pues las costas Almeida pero la reprobación moral que yo le traslado al PP desde que está en el Ayuntamiento de Madrid en la Comunidad es que sigan sosteniendo y manteniendo sus chiringuitos memorialistas y que no zanjen de una vez por todas para que no haya más debate sobre la Historia interesados, por supuesto, porque a mí el debate ideológico, el debate histórico y el debate sobre los hechos y que cada uno interprete como los considere oportunos me parece enriquecedor siempre.

B.S.:    ¿El PP es de derechas solo de boquilla?

J.A.:     El PP no sabe lo que es y yo creo que no es ni tiene otro afán que el de conseguir el poder cuando le toque. Aquí se han repartido desde el año 78 en virtud de una ley electoral que daba las mayorías cualificadas al centro derecha o al centro izquierda y buscan el centro para arañar ese voto de la izquierda o buscan el centro los de la izquierda para arañar ese voto de la derecha. Tienen todos los medios de comunicación a su disposición en favor y van configurando la conciencia del pueblo y el modus votandi y ese modus votandi ahí tienen muy pocas horquillas y ahora pueden, en virtud del descontento y en virtud de la evidencia, que mientras a nosotros nos arruinan ellos se enriquecen y permanecen, pueda haber un hato de libertad y un signo de liberación por parte de ese pueblo en su forma de ser gobernado.

B.S.:    Si el PP es eso, ¿qué es Ciudadanos?, ¿un intento de sucedáneo de…?

J.A.:     Los proyectos personales sin base ni poso ideológico son en sí mismo unos fraudes. Si Vox fuera exactamente lo mismo por la derecha y no tuviera un  contenido programático ideológico y pragmático pues sería exactamente lo mismo; un número de personas más o menos hábiles que en un momento determinado han ilusionado al pueblo pero sería un fraude a corto plazo, demasiado corto porque todo va muchísimo más deprisa que lo iba en mi época y los cambios se producen en virtud del fenómeno de masas, que es la política emoción. Los cambios se producen en dos o tres años y no en 20, 40 o 50, por lo tanto hay brusquedad de pasar de un estado a otro completamente distinto. No es descartable pasar de una extrema izquierda a cuasi comunismo a todo lo contrario.

B.S.:    ¿Qué opina del resultado de las elecciones de Ayuso?, ¿cree que han votado a un personaje más que a un partido?

J.A.:     ¡Sin duda!. Lo escribí el día 9 de este mes. El fenómeno Ayuso es un fenómeno muy coyuntural que va a tener enormes consecuencias en el resto de España, porque el efecto Madrid desde luego que va a ser el efecto nacional cuando se convoquen elecciones nacionales. Eso no hay quien lo mueva ya ni quien lo pare. Se va a beneficiar un tipo que no llega a mediocre que es Casado, creo que lo ha definido muy bien Federico Jiménez Losantos que le llama “Fracasado” y es un fracaso en sí mismo.

B.S.:    Es curioso cómo salió triunfante el primero al balcón de Génova.

J.A.:     ¡Claro!. Que es un tipo muy torpe y muy necio se demostró y lo acreditó suficientemente en la moción de censura. Por lo tanto ya es un fracasado.

B.S.:    ¿¡Es un traidor!?

J.A.:     ¡Un traidor!. No es un traidor es un fracasado. Es un niño que le molesta que habiendo tenido a su lado otro líder en el PP, hoy le esté disputando las bases y que pueda llegar a darle sorpaso. No hay nada que yo desee más y que me apetezca más. Creo que esta democracia no se podrá regenerar sino se produce una serie de las premisas y es que el partido socialista pase a ser como el partido socialista italiano y que el partido popular no acabe como la democracia cristiana.

B.S.:    ¿Así debería ser la política española?

J.A.:     Así debería acabar y de regenerarse esta cloaca en la que se ha convertido la política española desde el año 78 amparada en el título octavo de la Constitución en la ley electoral y en la connivencia de los medios de comunicación del Poder Económico, del Poder Político y obviamente la terminal, el Poder Judicial.

Jaime Alonso y B. Shields


B.S.:    La política actual que estamos viviendo desde hace unos años hacia aquí si fuera sacada de un guión de ciencia ficción, ¿cree que supera la realidad de lo que estamos viviendo?. Yo como guionista si escribo algo así sé que me lo echan para atrás por exceso de surrealismo.

J.A.:     No, porque no es tan imprevisible lo que ocurre. Yo no lo veo al menos imprevisible. ¿Por qué?, porque los fenómenos de masas siempre funcionan de la misma manera desde el siglo XVIII. Siempre hay unos señores que intuyen las necesidades de la masa, saben subirse a un escaño, a una tribuna, en este caso es más fácil, a una TV, y desde ahí lanzar sus soflamas y mensajes, y todos aprovechan lo mismo: la flaqueza intelectual, la flaqueza moral y sobre todo, la necesidad imperiosa de justicia social, de equilibrio económico. Cuando hay una crisis económica, las otras dos crisis vienen por añadidura, y si además de la crisis económica se produce una crisis moral y de identidad ideológica, entonces el caos es la consecuencia lógica y de esa consecuencia lógica después del caos, tiene que venir el hombre de hierro que evite la destrucción de la sociedad. Claro.

B.S.:    Detrás de Sánchez y de la pirámide política que tenemos en España. Si el presidente es una marioneta movida por los hilos de Soros y de los que a su vez, otros, mueven a la marioneta Soros y demás, ¿puede hablarme al respecto?. Muchos no quieren responderme sobre ello.

J.A.:     Es muy fácil. Sánchez no es más que un bufón inmoral de una democracia degenerada. Eso en lo interno. Es falso todo en él. Es una impostura absolutamente completa. ¿Qué ocurre?, pues que el guión indudablemente se lo tienen que marcar. ¿Quién le marca el guión?, Soros lo ha demostrado porque le viene a ver inmediatamente que le nombran después de la primera moción de censura.

B.S.:    De hecho creo que nada más entrar en Moncloa, Soros vino a verle y fue con el primero que se reunió. ¿Es así?

J.A.:     Pues creo que sí. Y lo que me dice mi cuervo particular desde la Moncloa, es que esa reunión merece ser contada un día en profundidad.

B.S.:    ¿No tiene miedo a que se entere que tiene un cuervo en la Moncloa?

J.A.:     No, porque él lo sabe. De hecho, las noches se las hace pasar muy mal, y tiene pesadillas permanentes…

B.S.:    … pero ¿esto no es ironía?

J.A.:     No, esto es ciencia ficción pero muy aproximada a la realidad.

Sonrío inquieta.

B.S.:    Cuando pregunté al Delegado del Gobierno sobre Soros, vacunas y etc…

J.A.:     … se pondría muy nervioso claro…

B.S.:    … Sí. Se puso muy nervioso. Me dijo: me das miedo, me guiñó un ojo y añadió, no te voy a responder a eso. Iván Espinosa de los Monteros sí me respondió sobre Soros. Usted también me está hablando de Soros.

J.A.:     Iván puede que tenga más información que yo ¡eh!. Yo sé lo que oigo, lo que leo y estoy convencido que sí, que está en la Agenda 2030 y por los hechos les conoceréis; eso sí que es muy analizable desde hace dos milenios.

B.S.:    A colación de todo esto, ¿hay que ser muy valiente para ser franquista?

J.A.:     No, hay que ser muy honesto. Lo de valiente si eres honesto es más fácil ser valiente que si no lo eres. Entonces no veo yo la dificultad, no le veo la valentía a eso.

B.S.:    ¿Por qué han creado la Memoria Histórica?. ¿Qué necesidad tienen de ello?

J.A.:     Capital. Es la piedra angular para destruir España. España no la ha destruido el comunismo, no la destruye la revolución francesa, no participa en la Primera y Segunda Guerra Mundial, y permanece como una isla pero muy bien situada porque es la llave de Europa.

B.S.:    Geopolíticamente.

J.A.:     ¡Claro!. Lo que ocurra en España tiene una trascendencia enorme en el resto de Europa y también, cuando España abandona el celtiberismo de Unamuno, que muy bien señaló, ¡de europeizar España no, que se españolice Europa!, por ahí deberíamos seguir. Le iría mejor a Europa y a nosotros. ¿Qué ocurre ahora?, pues que la ley de Memoria Histórica pretende destruir la esencia de lo que ha sido España y la esencia fue Franco. Franco es el que derrota no solo al comunismo, sino también al liberalismo y le demuestra en 40 años que sin esa política liberal y de partidos políticos y de alternancia al poder, España se convierte en la octava potencia del mundo.

B.S.:    Después de una guerra.

J.A.:     ¡Después de una guerra! y de la catástrofe posterior a la guerra que fue el boicot que nos realizan todas las potencias vencedoras. Aquí no hubo plan Marshall ni falta que le hizo. Si se acreditan en 40 años lo que se puede hacer sin un régimen liberal, o destruyes ese régimen liberal o estás muerto a corto plazo. No hubieran durado ni siquiera 40 o 50. Con lo cual eso está en el diseño ¡de la izquierda y también de la derecha!. No olvidemos este matiz que no es menor, está en el diseño de los que diseñaron la transición política española y el modelo de estado que tenía que regir a la muerte de Franco. Eso, obviamente no lo hace ni Felipe González, ni Adolfo Suárez, ni siquiera el Rey.

¿Qué pretende además la ley de Memoria Histórica?. Para destruir España necesitas destruir esa concepción de Reino, porque España también se ha configurado a través de los Reyes, de hecho Madrid, al ser capital y al ser Corte, tiene un sentido monárquico. El domingo en el artículo que escribí: https://elcorreodeespana.com/opinion/485117340/La-rebelion-tabernaria-Por-Jaime-Alonso.html, explicaba, ningún motín de los 10 o 20 que se han producido ninguno fue contra el Rey. Cuando Madrid se rebela nunca se rebela contra el monarca. Ni siquiera el 14 de abril; en vez de haber podido ir a tomar directamente en la Puerta del Sol la sede del Gobierno, podían haber ido a la Plaza de Oriente. El Rey ya no estaba pero por lo menos lo hubieran incendiado, hubieran ocupado la antesala, hubieran dormido esa noche en el lecho de Alfonso XIII. Entonces, cargándote a Franco te cargas al Rey porque su obra predilecta es la monarquía. La monarquía está aquí por Franco por eso me resulta absurdo que no se hayan dado cuenta que la ley de Memoria Histórica es una ley contra la monarquía. Y para volver a la segunda república, o tercera, o primera… Vete tú a saber…

B.S.:    Una pregunta algo paranormal. Es una historia muy truculenta. ¿Es cierto que en el Valle de los Caídos, justamente debajo de la Cruz de 150 metros de altura, está estratégicamente colocada porque es una entrada de una puerta al infierno?. ¿Qué hay sobre esto?

J.A.:     (Pausado, pensativo) Pues no lo creo… Lo que ocurre es que…

B.S.:    … Pero ¿sabe algo al respecto?, ¿lo ha oído?, ¿me está esquivando?

J.A.:     ¡No!, ¡que va!. ¡Jamás haría eso!.

B.S.:    Lo sé. Por eso me extraña.

J.A.:     Lo que sí creo y sé, que me han contado y explicado…

B.S.:    … Perdóneme. Añado. Y que además precisamente por esas condiciones, cuentan que puede ser muy peligroso tocar El Valle de los Caídos

J.A.:     Es uno de los Centros Geodésicos de la Tierra. Eso lo han descubierto investigadores americanos que estaban viendo cómo se dividía, por qué línea podrías dividir la Tierra pero no a través del Hemisferio, sino a través del interior, el centro Geodésico. Es como si hicieras un agujero en la Tierra. ¿Y dónde está ese Centro Geodésico?, miraron y está en España, y ¿dónde curiosamente está?, ¡en el Valle de los Caídos!.

B.S.:    Cuando Franco decide que sea ese lugar concreto...

J.A.:     ¡No lo sabía!

B.S.:    ¿Y cómo hay que interpretarlo?, ¿como una señal?

J.A.:     Yo sí lo puedo interpretar como una señal. Hay gente que dirá que sí, otros dirán que no, pero ahí hay una zona, en el altar, en la parte de atrás, según se mira de frente a la derecha, justo detrás, donde hay una imagen de la Virgen que no fue destruida con el bombazo del Grapo, y es el Centro Geodésico. Hay ahí un rectángulo, y según los geólogos hay una superior atracción, un imán muy superior al que hay en cualquier otra parte del Universo.

B.S.:    O sea, ¿hay una concentración de energías allí brutales?

J.A.:     ¡Brutales!. Yo allí no estoy mucho tiempo por si acaso afecta a alguna neurona. Desde que me lo dijeron…(Sonrisas irónicas)

B.S.:    Que hayan exhumado a Franco

J.A.:     … Eso es enormemente negativo para España, para el que lo hizo, para los que estuvieron presentes… Y no me gustaría estar en el lugar de Sánchez, ni de María Dolores, ni de toda la tropa que colaboró y de manera determinante. Incluidos los jueces de la sala tercera del Tribunal Supremo. No les auguro un buen final y un futuro.

B.S.:    De los partidos políticos que existen actualmente, ¿se atrevería a decirme con cuál podría comulgar o tener relación con la Fundación Francisco Franco?

J.A.:     Nosotros no nos llevamos mal con ninguno excepto la izquierda, que están en la mentira histórica, en la ley de la Memoria Histórica. El PP lo consideramos un partido de Poncio Pilatos, por eso lleva la “PP” y no han hecho otra cosa más que abstenerse sin darse cuenta que no es una opción, y vemos con ilusión y con alegría y además con un aire salvífico el postulado y la fuerza con la que Vox ha entrado en el panorama político español. Por lo tanto mi voto va a ir siempre a Vox, siempre que Vox no cambie la política actual y se conduzca en la forma errática que lo hace el PP.

B.S.:    Imagínese que es usted extranjero. Elija la nacionalidad o las nacionalidades. ¿Cómo definiría desde fuera como extranjero la política española de hoy en día?

J.A.:     Conociendo España aunque fuera extranjero, diría que es el mejor país para vivir.

B.S.:    Eso lo dice mucha gente. Quienes viajamos mucho.

J.A.:     Y sobre todo si fuera sueco, danés o canadiense, ya no te digo nada americano. Pero con independencia de eso la política española es imposible de entender si no eres español y además es imposible sin entender el siglo XVIII y XIX. Pero también es difícil de entenderlo si no sabemos los siglos que hemos sido imperio, cómo nos hemos batido contra todas las herejías filosóficas, políticas, teológicas…, y la cantidad de enemigos que hemos tenido que soportar fuera y dentro de nuestras fronteras. Y lo peor y más grave son los de dentro, son la política de destrucción de tu propia fortaleza, hechos por los que están y deberían defenderlo. Es milagroso que todavía exista España y que permanezcamos.

B.S.:    La Historia de España solo es una, ¿qué opina de esos niños adolescentes el día de mañana, quienes estudian tantísimos libros de Historia distintos unos de otros?

J.A.:     Pues lo mismo que opino de un archivo que se divide en 17 archivos. La clave de un archivo es su unidad. Si se divide en 17 piezas pues se acabó el archivo, se murió la posibilidad de considerar ese archivo, se van todas las piezas que forman el puzle. Lo mismo que si se rompe un cristal o un espejo, sencillamente ese espejo tendrá muchos espejos, pero ya nunca se podrá uno ver en el espejo.

B.S.:    ¿Se atrevería a nombrarme políticos que comulguen con la Fundación Nacional Francisco Franco y que a su vez no les importe que aparezca su nombre?

J.A.:     Pues me imagino que a la gente de Vox no les importaría, a casi todos. No lo sé. Tendrías que preguntárselo a ellos.

B.S.:    Le voy a ir mencionando una serie de personas, cada vez que le dé un nombre me procurará un calificativo por favor: El General Chicharro.

J.A.:     Honesto. Valiente. Brillante.

B.S.:    Pablo Iglesias.

J.A.:     Aprendiz de Maquiavelo.

B.S.:    Iván Redondo.

J.A.:     Ni siquiera Maquiavelo. Ni aprendiz.

B.S.:    Rocío Monasterio.

J.A.:     Creo que es una mujer decente, que tiene unos valores trascendentes y que su juventud le ha marcado para ser lo que es hoy, profundamente anticomunista.

B.S.:    Pedro Sánchez.

J.A.:     Un desastre metafísico.

B.S.:    Fernando Paz.

J.A.:     El hombre más brillante que yo he conocido en la dialéctica trascendente y un excepcional historiador.

B.S.:    José Luis Ábalos.

J.A.:     En un zoco persa, pues el vendedor de perfumes…

B.S.:    Irene Montero.

J.A.:     Cajera, y de ahí no debería haber salido.

B.S.:    Luis Alfonso de Borbón.

J.A.:     Un caballero español digno descendiente de Carlos V.

B.S.:    Iván Espinosa de los Monteros.

J.A.:     Un tipo muy brillante, muy racional y de una lógica aplicable a la política importante.

B.S.:    Julio Ariza.

J.A.:     Un gran empresario que ha luchado por lo que creía, con una tenacidad digna de encomio y de mayor éxito.

B.S.:    Pablo Casado.

J.A.:     Define mejor que nadie a Pablo Casado, Federico Jiménez Losantos: es un “fracasado”,  es un “fracaso” de la política. Solo en el seno de un partido como el PP ha podido llegar a ser secretario general.

B.S.:    Padre Ángel.

J.A.:     Un fraude teológico.

B.S.:    Inés Arrimadas.

J.A.:     Que hace mal uso del apellido. Se ha arrimado a quien no debía, y equivocadamente va a llevar por su ignorancia política al desastre, en menos tiempo, de un partido político que había llegado muy lejos.

B.S.:    Cayetana Álvarez de Toledo.

J.A.:     Brillante equivocada pero respetable liberal.

B.S.:    José Javier Esparza.

J.A.:     Intelectualmente muy dotado y un hombre al que le podrían sobrar los dos ojos porque ve con luz propia de la inteligencia.

B.S.:    Felipe II.

J.A.:     Buen monarca y excepcional Rey que cree y configura el imperio.

B.S.:    Carmena.

J.A.:     Carmena es el despropósito de la izquierda llevado a la hipocresía del Poder Judicial. Fue siempre un fraude tanto cuando era juez como cuando se dedicó a la política.

B.S.:    Santiago Abascal.

J.A.:     Tipo honesto. Valiente. Coherente. Y líder.

B.S.:    Esperanza Aguirre.

J.A.:     Lideresa en un partido donde no se admitía el liderazgo femenino.

B.S.:    Ada Colau.

J.A.:     Pues ideal para la colada de un río y de un charco, donde debería limpiar su ropa antes de dedicarse a la política.

B.S.:    Macarena Olona.

J.A.:     Brillantísima parlamentaria. Una mujer de enorme futuro. Y creo que en Vox puede llegar a ser la Margaret Thatcher, no solo en Vox que ya lo es sino en España.

B.S.:    Víctor González.

J.A.:     ¿Coello de Portugal?. Este es un amigo mío y yo de los amigos siempre hablo bien. Buena persona, bien intencionado y que ha estado siempre sirviendo la causa de la verdad.

B.S.:    Otegui.

J.A.:     Pérfido terrorista que le han permitido seguir la perfidia de la política para conseguir sus fines.

B.S.:    Albert Rivera.

J.A.:     Un fraude en toda la extensión de la palabra, que ha engañado a su electorado y probablemente ha defraudado a demasiada gente como para que se le perdone en el futuro.

B.S.:    Miguel Bosé.

J.A.:     Cantaba muy bien…

B.S.:    ¿Y ahora desafina?

J.A.:     Yo creo que ahora está perdido como consecuencia de su amoralidad. Un niño que lo ha tenido todo pues…

B.S.:    Alaska y Mario Vaquerizo.

J.A.:     Una pareja singular, simpática y me cae bien.

B.S.:    Rociíto.

J.A.:     Pues no lo sigo. Soy de los pocos españoles que no lo sigo y me parece que es lamentable que se haga un ejercicio de cinismo de esa naturaleza para subliminar una frustración y una enfermedad.

B.S.:    Y por último. Paquirrín.

J.A.:     Pobre… ¿Cómo me haces esa pregunta?.

B.S.:    Como colofón.

J.A.:     Un niño que podría haber sido futbolista o torero. Pues un error en sí mismo. Una pena. ¡¿El Paquirrín?!, pues una pena.

Jaime Alonso

B.S.:    Un hombre de su inquietud, capacidad y optimismo tiene por seguro nuevos proyectos, ¿podría adelantar alguno?

B.S.:    No hay nada que me gustara más que un proyecto televisivo, un proyecto mediático de envergadura. Creo que es lo que necesita en estos momentos España para enfrentarse a la perfidia, a la mentira y a la mediocridad de los medios de comunicación a servicio solo y exclusivamente del Poder.

B.S.:    ¿Eso no lo tiene Intereconomía?, ¿El Toro?

J.A.:     ¡Ojalá!. ¡Ojalá lo tuviera Intereconomia, El Toro, pero hay que llegar al 94% de los españoles y eso, lamentablemente no llega Intereconomia. Y ya se ha convertido también en una televisión poco ágil, poco atractiva.

B.S.:    Usted es una persona ¿reservada?, ¿introvertida?...

J.A.:     No. Lo que pasa es que no me gustan las redes sociales. Pero soy extrovertido, y de tímido…

B.S.:    Con todos mis respetos, más bien un cachondo mental.

J.A.:     ¡Más bien!

B.S.:    ¿Cómo se toma que opinen sobre usted?

J.A.:     ¡Muy bien siempre!. Aunque hablen mal. Sobre todo los que más me han tratado y más me deben, son los que peor como es lógico, hablarán de mí. Pero bueno.

B.S.:    ¿No le teme a nada?

J.A.:     Solo a Dios.

B.S.:    ¿De qué es capaz Jaime Alonso?

J.A.:     De todo. Lo peor de mí lo tuve claro hasta que fui padre, que era capaz de todo y no le tenía miedo a nada. Ahora ya sé que soy débil, más débil y que soy susceptible de ser chantajeado, y además, que tengo un punto de flaqueza que es mi familia.

B.S.:    ¿Puede definirme qué es la vida para usted?

J.A.:     Lo es todo. Es la inquietud de vivir cada día, de saber para qué estás aquí, de plantearte si estás cumpliendo con los objetivos para los que has venido a este mundo, y, si consigues hacer feliz al mayor número de personas posibles o les tratas como seres indiferentes, si eres indiferentes con ellos, como no compañeros de viajes sino hostiles en la lucha de la supervivencia. ¡La vida es tan complicada, es tan difícil de definir y de etiquetar!. Cada persona es un mundo y una vida, y tantas sensibilidades como hechos narrables, como fantasías, como expresiones del intelecto, forman parte de la vida. Y luego, ese amor que es propio nada más del ser humano capaz de redimirse o de condenarse. Creo que es la definición más bonita de la vida.

B.S.:    ¿Cree en la Reencarnación?

J.A.:     Pues como católico no pero sí me he dado cuenta que hay gente que se parece a un ancestro suyo y…

 B.S.:   … ¿Cuando ve alguna cucaracha o qué?

J.A.:     (Ríe) … me gustaría hacerles las pruebas que hacen los tibetanos para ver de quiénes son reencarnaciones. Me hubiera gustado, pero no me atrevo a decir que crea.

B.S.:    ¿Qué sería de no ser todo lo que es hasta ahora?

J.A.:     Eso es una pregunta muy difícil. ¡De no ser lo que soy ahora!, pues sería un tipo amargao probablemente, estaría en la política activa.

B.S.:    ¿Qué entiende por el paraíso?

J.A.:     Pues si fuera el lugar donde van los buenos yo no iría, por lo cual, espero, que el paraíso sea el lugar donde van los que han querido ser buenos aunque no lo hayan conseguido.

B.S.:    ¿Felicidad, sacrificio o perfección?

J.A.:     Sacrificio para perfeccionarse.

B.S.:    Descríbame a Jaime Alonso.

J.A.:     Mire, no hay cosa mayor de más petulancia que pedirle a una persona que se defina a sí misma.

B.S.:    Pues lo hago ¡con todos!. ¡Nadie se libra!

J.A.:     (Irónico) Pues es una putada por no decir una faena gorda. Yo sin embargo no crea que deba definirme porque no soy fácilmente definible ni etiquetable. Creo que soy lo que soy pero prefiero que me lo descubra usted que los que me conocen tengan la impresión que ellos crean de mí y se queden con esa impresión, porque yo no sería capaz de empezar a soltar aquí epítetos y adjetivos que fueran favorables porque uno tiene el ego que tiene y algo de autoestima todavía le queda. Pero no me gusta, ni ver la parte que tenga de bueno ni señalar de manera hiriente y notable lo malo. Tengo tanto de malo como de bueno, por lo tanto, ¿qué es Jaime Alonso?, un empate en el universo.

B.S.:    Hemos terminado, ¿quiere añadir algo más?

J.A.:     Muchísimas gracias. Ha sido una entrevista, en serio, muy a fondo, pero en el fondo también me ha gustado mucho. Se lo agradezco.

B.S.:    Me alegro. Era la intención, que se sintiera a gusto. 

Por B. SHIELDS

Escudo Veraz


Comentarios

Entradas populares